Saturno – El Dios del Tiempo

El tiempo, el límite, la estructura, la solidez, la meta alcanzada, el objetivo logrado, el esfuerzo, la ley, el padre. Todas palabras afines a la energía que emana de este planeta y que esta en nuestro ADN haciéndo de las suyas para que podamos alcanzar nuestros objetivos, sostenernos, ser independientes y fundamentalmente, crecer.

Llamado a veces el Señor del Tiempo y del Destino, el Rector, este planeta nos mueve hacia adelante de manera positiva pero con el sacrificio de nuestros deseos aniñados o juveniles o simplemente aquellos que queremos expresar fuera del tiempo adecuado y esto es precisamente lo que para nuestra manera de verlo lo convierte en negativo, frustrante, limitador, autoritario, inflexible.

Es por ello que se dice que donde se encuentra Saturno en nuestro mapa natal, es donde tendremos nuestras limitaciones, dado que es la manera en la cual una parte nuestra así lo vivencia.

¿EN QUÉ SIGNO TIENES A SATURNO?

Según Stephen Arroyo describe lo siguiente:

Saturno en Aries
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante un enérgico empuje.
Enfoca un dinámico esfuerzo en la liberación unidireccional de la energía; desarrolla su personalidad cultivando el coraje y la audacia.
Se siente impulsado a los logros tangibles a través de acciones agresivas y competitivas.
La aceptación de la responsabilidad puede verse obstaculizada por una actitud infantil y egocéntrica, o su libertad de acción puede verse obstruida por el miedo y una excesiva cautela.
Actuar de manera independiente es especialmente importante y necesario para la consecución de un logro.

Saturno en Tauro
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante una firme productividad, las posesiones y la confianza en sus propios recursos materiales.
Su integridad y su seguridad se basan en la lealtad, la estabilidad y la confianza, pero los logros pueden verse obstaculizados por la pereza.
Siente la necesidad de concentrarse en valores básicos (a menudo tradicionales) para conseguir la aprobación social.
Su deseo de poseer y consolidar puede bloquear el flujo de su energía; es extremadamente terco, conservador e inflexible, y teme perder el control.
Es capaz de un aplicado esfuerzo encaminado a conseguir una profunda apreciación de las sensaciones físicas, el arte, la belleza o la naturaleza.

Saturno en Géminis
La necesidad de confiar en sus propios recursos mentales lo lleva a una constante reestructuración de sus procesos de pensamiento.
La aceptación de deberes y responsabilidades puede verse bloqueada por su necesidad de estímulos mentales diversos; su capacidad de aprender y experimentar razonablemente puede verse obstaculizada por actitudes escépticas o unos intereses innecesariamente limitados.
Necesita centrarse en una manera disciplinada de expresar sus ideas con coherencia y de pensar objetivamente.
Siente el deseo de intelectualizar y defender verbalmente su propia estructura y su integridad.

Saturno en Cáncer
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante sentimientos de una profunda nutrición, clarificando sus raíces y sus influencias familiares.
Aceptar las propias emociones y expresarlas de una manera definida es muy importante para él, aunque a menudo le resulta muy difícil hacerlo.
Se esfuerza para vencer el miedo a su sensibilidad y su vulnerabilidad.
Siente el fuerte deseo de lograr la autoprotección a fin de sentirse seguro y a salvo. Una excesiva represión de sus emociones puede llevarle a la rigidez y a una sensación de vacío.

Saturno en Leo
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante actividades creativas, la autoexpresión y un afecto leal y disciplinado.
Necesita concentrarse en su propia individualidad para sentirse seguro. Necesita confiar en la sintonía interior de su alma y en sus intereses más profundos y sinceros.
El temor y la falta de confianza en su propia bondad y en sus valores innatos pueden dificultarle la autoexpresión y la confianza en sí mismo.
Su orgullo y su deseo de reconocimiento son factores que le influyen a la hora de aceptar deberes y responsabilidades; el hecho de enfrentarse a estas últimas de un modo creativo puede producirle una honda felicidad.

Saturno en Virgo
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante sus habilidades analíticas, cumpliendo con sus responsabilidades y siendo útil a quien lo necesita.
Dirige su capacidad organizativa y su disciplina hacia el dominio de los detalles y el perfeccionamiento de sus habilidades, lo cual le aporta una profunda satisfacción.
Una falta de confianza en su capacidad de trabajar eficazmente con el mundo físico puede llevarle a temores y a dudar de sí mismo. Su necesidad de concentrar los esfuerzos para trabajar de una manera eficiente lo lleva a una verdadera realización.
La confianza en su espíritu de servicio y en sus habilidades técnicas lo conduce al establecimiento de un lugar seguro en el mundo y a desarrollar una humildad verdadera.

Saturno en Libra
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante su capacidad de relacionarse con los demás de un modo justo y responsable.
Organiza conscientemente programas, relaciones y estructuras sobre unos principios de equilibrio y armonía.
El miedo a comprometerse en una relación íntima puede impedirle realizarse y gozar de una intimidad satisfactoria.
Dedica un disciplinado esfuerzo al mantenimiento de sus relaciones; valora todos los compromisos, promesas y deberes, lo cual le proporciona una profunda satisfacción.
Su deseo de complacer a los demás puede llevarle a aceptar largas desagradables, pero su tacto y su imparcialidad suelen proporcionarle la aprobación social.

Saturno en Escorpio
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante el control de poderosas pasiones y otras reservas de energía.
Se siente fuertemente impulsado a defender su propia estructura emocional, lo cual puede conducirle incluso al debilitamiento de sus objetivos o al bloqueo de sus relaciones íntimas.
Su obsesiva necesidad de confiar en sus propios recursos puede dificultarle la consecución de logros más amplios.
El miedo a expresar o compartir sus intensas emociones puede llevarle a la rigidez, a la «congelación» del flujo de sus sentimientos y a la ausencia de una profunda satisfacción por la vida.
Dirige un disciplinado esfuerzo hacia la transformación total, la eliminación de todo lo innecesario y, a menudo, hacia una importante tarea de reforma.

Saturno en Sagitario
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante firmes creencias y aspiraciones enfocadas hacia objetivos lejanos.
Suele aceptar de forma expansiva muchos deberes y responsabilidades, a menudo más de los que puede asumir; tiene una fuerte necesidad de disciplina mental.
Se organiza «sobre la marcha», cambiando constantemente de estructura y de programas para adecuarse a cada situación; para él es especialmente importante tener un enfoque sistemático de sus objetivos.
Dedica su esfuerzo a la búsqueda filosófica y a la clara definición de sus ideales, lo cual le proporciona una sensación de seguridad y satisfacción.
Se siente fuertemente impulsado a buscar la aprobación social de sus creencias; la búsqueda libre de la verdad puede verse obstaculizada por actitudes extremadamente tradicionales o por el miedo.

Saturno en Capricornio
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante el logro de sus ambiciones, la autoridad y su posición en la sociedad. Dirige un fuerte y disciplinado esfuerzo hacia la planificación del cumplimiento de sus responsabilidades.
Una capacidad organizativa excesivamente desarrollada puede llevarle a intentar controlar con demasiado rigor todas las situaciones.
Se ve impulsado a defender su propia estructura y su integridad mediante la determinación, el trabajo duro, el conservadurismo y una conducta cautelosa; un temor excesivo a la desaprobación puede dificultarle el logro de sus objetivos. Tiene la necesidad, profundamente arraigada, de ser una persona digna de confianza y de depender de sus propios recursos

Saturno en Acuario
El individuo intenta establecer y preservar su yo mediante sus disciplinadas capacidades mentales, un conocimiento claramente definido y el compromiso con objetivos sociales o futuristas.
Posee una aptitud bien desarrollada para organizar grupos de personas y/o conceptos.
Dedica su esfuerzo al mantenimiento de un círculo de importantes amistades, guiando con frecuencia la energía de ese grupo hacia logros concretos.
Su necesidad de excentricidad y extremismo puede poner en peligro las oportunidades de conseguir logros tangibles, y la autoexpresión libre e independiente puede verse obstaculizada por una cierta rigidez mental o por la falta de segundad.
Necesita interacción social para estabilizar su objetivo en la vida y vencer el miedo a la desaprobación.

Saturno en Piscis
El individuo intenta establecer y preservar su yo trascendiendo las limitaciones de su personalidad, mediante la unión con un ser, un grupo o un ideal superior.
Su anhelo de huir de la realidad puede dificultar o retrasar la aceptación de sus deberes y responsabilidades; una excesiva timidez o el conservadurismo pueden obstaculizar la realización de sus visiones trascendentes.
Expresa su compasión curativa y su empatía mediante un esfuerzo disciplinado, y disuelve la rigidez esforzándose en entregarse.
Necesita expresar su propia sensibilidad y sus emociones y controlar su tendencia al escapismo para sentirse seguro y estable.
Necesita confiar en sus propios recursos espirituales, convirtiendo su visión superior y sus anhelos en algo práctico.
Stephen Arroyo


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *