Astrología y Negocios

El mundo de los negocios es amplio y como tal abarca diferentes y muy variados ámbitos y profesiones. Desde el ámbito familiar cuando se negocia algo con un niño para que acceda a una tarea que es importante que cumpla hasta las negociaciones profesionales en los grandes ámbitos empresarios.

En todos hay un componente que podemos utilizar a nuestro favor y es el momento Astronómico/Astrológico que esta sucediendo en el momento de llevar a cabo una reunión importante, una inauguración, una mudanza, etc.

Para estos casos lo primero que se aconseja observar es la posición de la Luna, sabemos que nuestro satélite domina las mareas, y todos los fluidos de nuestro cuerpo en especial la sangre, lo cual genera un efecto sobre nuestra mente y sus pensamientos.

Ahora bien, que tiene ¿qué ver la Luna y su efecto sobre mi negocio?

La Luna se caracteriza por tener 4 fases, Nueva, Creciente, Llena, Menguante. Si estamos buscando inaugurar un negocio para favorecer (lógicamente no va a ser determinante y tendremos que tener en cuenta otros factores) una perdurabilidad en el tiempo de dicho negocio es muy recomendable que la inauguración sea en la fase de luna nueva a creciente.

Por el contrario si queremos cerrar un negocio y que se termine bien lo ideal es acompañar la decisión y todo lo que legalmente corresponde con una fase de luna menguante.

Cuando el año comienza suele estar esa percepción e incluso deseo de querer comenzar algo nuevo, sea desde la actitud o bien de un hecho mas tangible como un negocio.

¿Qué te gustaría empezar este año?


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *